Bionerd23 es una científica que desafía la convención sobre la zona de exclusión de Chernóbil y se graba paseando pos los supuestos lugares contaminados sin protección alguna. Acompañada en todo momento de su medidor de radiación, ha hecho ya varias incursiones no sólo en parques o viviendas abandonadas de la zona de exclusión, también dentro de la propia central nuclear.

En el siguiente vídeo de su canal de Youtube se puede ver como no sólo se pasea por la zona sino que atrapa una manzana de un árbol que encuentra y se la come sin el menor temor:

“Esperaba que estuviera un poco más dulce, pero sabe bien”, dice Bionerd23 en el vídeo. También en este vídeo se puede ver el único momento de miedo que ha pasado en sus incursiones a la zona de exclusión: el encuentro con un zorro potencialmente rabioso. Pero ningún problema con la supuesta radioactividad que inunda la zona. De hecho, asegura que ha estado más expuesta a la radiación cuando se ha bañado en una playa cualquiera sin protector solar que en Chernóbil.

Bionerd23
Bionerd23 frente a la central nuclear de Chernóbil

En realidad, lo que le gusta es visitar Chernóbil por ser una auténtica “máquina del tiempo”. El tiempo se detuvo aquella noche en aquel lugar. Todo quedó como estaba, y visitar aquella zona es como volver atrás. Además obtiene unas imágenes espectaculares.

 

Bionerd23
Bionerd23 en el interior de la central nuclear de Chernóbil
Bionerd23
Sala de experimentos. Sin tocar desde 1986.
Bionerd23
Los medidores de presión que fallaron
Bionerd23
Sistemas de detección.

En el siguiente vídeo podemos ver a Bionerd23 adentrarse en la propia central nuclear el día del aniversario de la explosión:

La catástrofe de Chernóbil

Hace ya 29 años de la explosión de un reactor de la central nuclear de Chernóbil, una de las peores catástrofes medioambientales de la historia. Se estimó que los materiales radioactivos expulsados fue unas 500 veces mayor que el liberado en la bomba de Hiroshima.

Dos trabajadores murieron aquella noche y otros 29 fueron muriendo durante las semanas y meses siguientes debido a la elevada contaminación a las que fueron expuestos en aquel momento. Se logró evacuar a las 116.000 personas que vivían en los alrededores pero, a pesar de esto, se estima que fue la causa de miles de casos de cáncer.

Si quieres saber más sobre el desastre, este documental (46 minutos) recrea lo que sucedió aquel día:

Las autoridades han calculado que la zona de exclusión radioactiva no podrá ser habitable hasta dentro de miles de años. Bionerd23 afirma que los trabajos de descontaminación han sido muy eficientes y hoy día ya se puede pasear sin temor por la zona.

Dejar respuesta